Inicio » Deportes » La gran fuerza de voluntad de Yevgueny Pliúshenko
EPA: EPA

La gran fuerza de voluntad de Yevgueny Pliúshenko

Los logros alcanzados por el patinador ruso sobre hielo Yevgueny Pliúshenko son realmente fenomenales y, viendo con qué facilidad, gracia y plasticidad acrobática él se moviliza por la pista de patinaje – realizando como pocos la pirueta Biellmann o la combinación cuádruple toe loop-triple toe loop-doble loop jump; o su firme combinación triple toe loop-triple toe loop-triple loop-doble loop; da la impresión que es un genio bajado del cielo, para quien el talento es desde ya una garantía del éxito.

Sin embargo, en la vida real – Yevgueny ha tenido que afrontar y continúa afrontando innumerables pruebas que han puesto y ponen en peligro su salud. Ahora os expondré de la vida y de la constante lucha por sobresalir que lleva a cabo este famoso deportista, que ha decidido volver a defender por última vez los colores de Rusia en la olimpiada de Sochi 2014

Yevgueny Pliúshenko nació el 3 de noviembre de 1982 en el pueblo Dshamkú, perteneciente a la provincia de Jabarovsk – situado en el lejano oriente de Rusia. Su padre era ebanista y junto con su mujer trabajaba en la construcción del Ferrocarril Baikal-Amur que es una línea de ferrocarril en Rusia, que a lo largo de su impresionante longitud de 4234 kms. atraviesa la Siberia Oriental y el Lejano Oriente , conectando el lago Baikal con el río Amur. Como es de suponer, en aquel lejano rincón de la Tierra no había ni pistas de patinaje, ni entrenadores; practicamente nada que vaticinara que justamente allí habría de nacer uno de los más célebres deportistas de la historia mundial.

El clima de aquel lugar era tan duro que Zhenia – como cariñosamente lo llamaban en casa – se resfriaba constantemente y cierta vez hasta fue víctima de una neumonía que le afectó ambos pulmones. Después de su recuperación, la familia Pliúsheko decidió mudarse a la ciudad de Volgogrado situada al sur-este de Moscú, a orillas del río Volga, cuyo clima moderado, era mucho más favorable para todos ellos. El niño tenía sólo 4 años de edad. Los médicos recomendaron que Zhenia practicara deportes para fortalecer su inmunidad.

Ya establecidos en Volgorado, Cierto día Zhenia iba con su mamá por una calle y en dirección contraria iban una señora con su pequeña hija, mas o menos de la misma edad que él. La pequeñuela hacía majaderías porque – según sus palabras – estaba cansada de los patines. Entonces su madre decidió regalarselos al niño, quien quedó muy encantado con tal regalo. Llegando a casa lo primero que Zhenia hizo es probárselos y se sintió feliz al ver que eran precisamente a la medida de sus pies. De esa forma curiosa comenzó el largo camino deportivo del genial patinador artístico sobre hielo Yevgueny Pliúshenko. Su madre, que era aficionada a ese deporte decidió matricularlo en una escuela deportiva de Volgogrado. Su primera entrenadora fue Tatiana Scala . Bajo su dirección, a la edad de siete años, ganó su primer título – ‘Filo de cristal’. Entre sus compañeros él tenía la fama de tener un carácter de acero, con un extremado sentido de osadía, riezgo, y profunda fe en su talento. Es por eso que a los once años de edad ya era capaz de hacer cinco saltos triples seguidos – algo que entonces pocos adultos podían realizar.

Todo iba a pedir de boca, pero pronto ocurrió algo irreparable: la pista de patinaje fue cerrada y en su lugar comenzó a funcionar un salón de venta de autos. Sus padres, viendo que él no quería dedicarse a otro deporte que no sea el patinaje sobre hielo pidieron ayuda a Mijail Makoveyev – su entrenador de entonces – y éste a su vez, seguro de que ante él iba creciendo una futura estrella del patinaje artístico sobre hielo lo llevó a la ciudad de San Petersburgo, donde el conocido entrenador Alexey Mishin lo recibió con los brazos abiertos. Bien reza un dicho popular ‘ no hay bien que por mal no venga ’. Su vida deportiva entró en una nueva etapa ascendiente ya que Alexey Mishin no sólo lo entrenaba sino que en el transcurso de 3 años también le ayudaba a pagar el alquiler del apartamento que ocupaba Yevgueny en la ciudad que fundara Pedro I – el más grande de los Zares rusos. Junto con él se entrenaban Alexey Urmánov y Alexey Yagudin – futuras estrellas mundiales del patinaje artístico sobre hielo. Precisamente con el segundo de ellos Yevgueny Pliúshenko llegó a protagonizar espectaculares duelos en la pista de hielo a lo largo de varios años.

En 1998, gracias a que Iliá Kulik se negó a participar en el campeonato del mundo Yevgueny lo reemplazó exitósamente, pues ganó su primera medalla de bronce. En la siguiente temporada quedó cuarto en el mundo, pero en la temporada 2000-2001 ganó todos los torneos nacionales e internacionales, incluyendo el campeonato de Europa y el campeonato del mundo, en el cual presentó por primera vez su famoso programa ‘sex-bomba’. En la etapa de la copa de Rusia Yevgueny Pliúshenko realizó por primera vez la cascada más difícil que haya sido realizada hasta el día de hoy: cuádruple toe loop-triple toe loop-triple rittberger. Después se lesionó seriamente y pasó una etapa de receso deportivo.

Poniendo a prueba su gran fuerza de voluntad se recuperó y realizó por primera vez su original salto ‘triple axel-oiler-tripl e filipp’. Ganó en forma brillante los campeonatos del mundo en 2003 y 2004. En el año 2005 fue el primer patinador en el mundo que realizó la combinación triple toe loop-triple toe loop-triple loop-double loop. ¡ Sin lugar a dudas él ya se había convertido en un verdadero fenómeno del partinaje artístico sobre hielo a nivel mundial!

El momento cumbre de su carrera como amateur fue la olimpiada de 2006 que se realizó en la ciudad italiana de Turín. Triunfó dejando muy atrás a sus contrincantes, y recibiendo la ovaciòn de los mismos jueces del forum olímpico. Otra vez las lesiones hicieron de él su víctima y retomò su triunfal camino deportivo en 2009. A comienzos de 2010 puso un nuevo récord mundial en la acumulación de puntajes. En la olimpiada invernal que se llevò a cabo en Vancuver en 2010, Yevgueny Pliúshenko fue víctima de un dudodso arbitraje y perdiò la medalla de oro. Después nuevamente las lesiones le jugaron una mala pasada. Tuvo que ser operado de los meniscos en Alemania. En 2012 volvió a las competiciones.

Ahora está intensamente preparándose para la olimpiada de Sochi 2014. Creo que Yevgueny está en capacidad de ganar otra medalla de oro olímpica. Lo único que podría truncar sus aspiraciones son las lesiones – sus más terribles contrincantes.

Ahora repasando algunos importantes sucesos de los últimos días destacaré la inauguración de la XXVI universiada invernal en la ciudad italiana de Trentino.

Rusia ha enviado jóvenes atletas capaces de luchar por los primeros lugares en sus respectivas disciplinas.

En cuanto al fútbol se refiere, el campeonato de la primera liga de Rusia ha tomado una pausa que durará hasta comienzos de la primavera 2014. La punta de la tabla de posiciones lo están compartiendo el equipo Zenit – que a pesar de perder en su último partido acaba de clasificar a la etapa play – off de la liga de campeones, y Lokomotiv, un equipo que al fin ha vuelto a mostrar el poderío de la época en que era entrenado por el conocido especialista ruso Yuri Siomin.

En la etapa play- off liga de la liga europea de fútbol, Rusia estará representada por Rubín – que cumplió una excelente campaña ocupando el primer lugar en su grupo y Anjí .
Fuente: Spanish

Compruebe también

Lokomotiv

El Lokomotiv ruso y el Fenerbahçe turco, un partido de alta tensión

Tras reconocer que era muy consciente de las tensiones bilaterales, la UEFA decidió no separar …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *