Inicio » Ciencia » La nave Progress se salta la órbita prevista y se pospone el acoplamiento a EEI
Foto: NASA

La nave Progress se salta la órbita prevista y se pospone el acoplamiento a EEI

Una contingencia ha inquietado este martes al sector espacial ruso: el carguero Progress-M27M tras despegar de la base de Baikonur se situó en una órbita superior a la prevista por causas que aún se investigan y por el momento no puede acoplarse a la Estación Espacial Internacional (EEI).
El vuelo que inicialmente estaba programado que duraría seis horas, se ha prolongado dos días para aclarar lo sucedido.

A este respecto el experto en esta área Ígor Afanásiev cree que “la situación no es irremediable y puede ser corregida”.

El Progress-M27M lleva a la plataforma orbital más de dos toneladas y media de diversas cargas, entre ellas combustible, oxígeno, alimentos, equipos para experimentos científicos y una réplica de la bandera roja que fue izada sobre el edificio del Reichstag en Berlín en mayo de 1945 y simbolizó la victoria sobre la Alemania nazi.

Algo salió mal

El lanzamiento se realizó a la hora prevista, a las 10:10 hora Moscú (7:10 GMT) y nueve minutos más tarde la nave se separó de la tercera fase del cohete como estaba planificado.

Nada presagiaba una emergencia e incluso el portavoz del Centro de Control de Vuelos Espaciales dijo a la agencia RIA Nóvosti que el acoplamiento a la EEI tendría lugar seis horas después.

Por su parte el fabricante del cohete afirmó que los propulsores funcionaron con normalidad.

Sin embargo, media hora más tarde se anunció que las estaciones terrestres no recibían los datos telemétricos completos de la nave espacial.

“Se ha descartado llevar a acabo el acoplamiento a las 16:07 hora Moscú y el vuelo se va a prolongar 48 horas”, informó el portavoz del Centro de Control de Vuelos Espaciales.

El funcionario precisó que no se había podido confirmar el despliegue de algunos elementos de la nave.

Se pierde contacto con la nave

Los técnicos del Centro de Control de Vuelos Espaciales intentaron establecer contacto con la nave espacial que aún se encontraba en la zona de visibilidad de las estaciones terrestres.

La primera oportunidad se presentó a las 11:30, sin embargo los intentos fueron infructuosos.

“Veíamos a la nave en los radares, pero no logramos recibir datos telemétricos nuevos en su primera vuelta alrededor de la Tierra”, comunicó el portavoz.

Según sus palabras, la nave se encuentra en una órbita elíptica que ronda los 278 kilómetros en el apogeo, 38 km por encima de la trayectoria prevista.

Una fuente en la industria espacial atribuyó este hecho a un posible desajuste del motor de la tercera fase del cohete.

Causas y conjeturas

El experto en propulsores espaciales Ígor Afanasiev cree que es inapropiado especular sobre las causas que generaron esta situación, ya que “no es irremediable y puede ser corregida”.

“La nave tiene autonomía para volar cierto tiempo, un período en el que habitualmente se resuelven los problemas, y en el mejor de los casos se puede posponer el acoplamiento y en el peor, simplemente no se acoplará”, estimó.

Al mismo tiempo, opina que el personal haría todo lo posible para impedir el peor escenario y el último recurso sería recurrir al acoplamiento manual de la nave.

Fuente: Мundo.sputniknews

Compruebe también

edificio

Los arquitectos soviéticos que se hartaron del edificio aburrido

Son edificios descabellados, con un componente acogedor y atractivo a pesar de ser inhabitables. El …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *