Inicio » Cultura » Stefanos Tsivopoulos. De Venecia a Moscú
Foto: Stefanos Tsivopoulos, Historia Cero, Kalfayan Galleries, Prometeogallery di Ida Pisani

Stefanos Tsivopoulos. De Venecia a Moscú

El proyecto mostrado en el pabellón de Grecia en la Quincuagésimo Quinta Bienal de Venecia ha llegado a Moscú. La fantasía de Stefanos Tsivopoulos sobre el lugar del dinero en el mundo del arte se expone en el Stella Art Foundation.

A finales de noviembre terminó la Quincuagésimo Quinta Bienal de Venecia, una enorme exposición que dura casi medio año. Durante este tiempo, los pabellones de la bienal fueron visitados por más de 472 000 personas.

En Venecia, Grecia estuvo representada por el proyecto de Stefanos Tsivopoulos bajo el nombre de Historia Cero. Esta es una película compuesta por tres partes con un hilo conductor común entre ellas, el papel del dinero en la formación de las relaciones humanas. Stefanos Tsivopoulos estudia las distintas relaciones de las personas con el mismo objeto.

Cada parte tiene su héroe: una mujer anciana que es propietaria de una colección de lujo, pero que se aburre rodeada de sus tesoros, encuentra una salida original y sorprendente a su triste soledad, haciendo flores de billetes de cien, doscientos y quinientos euros. Sus creaciones terminan en una papelera donde las encuentra un recogedor de chatarra negro que va por toda Atenas caminado con un carrito de la compra lleno de cualquier tipo de objetos tirados. Felizmente encantado con su hallazgo, abandona al carro el cual llama la atención de un pintor que se pasa los días observando las escenas de la vida cotidiana de la calle y que refleja lo que ve en un lienzo.

Es interesante señalar que el proyecto ruso de la Bienal de Venecia estuvo dedicado también al tema de la circulación del dinero. Vadim Zajárov expuso el proyecto Dánae en el cual materializó el mito de la antigua Grecia sobre cómo Zeus, transformándose en lluvia de oro, penetró en el interior de la tierra donde languidecía una hermosa joven. La lluvia de oro estilizada, para la cual especialmente se estamparon monedas, se convirtió en una alegoría del poder corruptor del dinero.

A pesar de la no confluencia absoluta de los “caminos monetarios” de Zajárov y Tsivopoulos, ambas obras están unidas por el deseo de los autores de entender la naturaleza del mundo del dinero el cual vive según sus propias leyes.

Stefanos Tsivopoulos puede ser considerado un ciudadano del mundo, nació en Praga, vive y trabaja en Ámsterdam, Atenas y Nueva York. Trabaja activamente y experimenta con osadía, ha sido capaz de crear un género propio original el cual él mismo llama “ficción científico-documental”.

Hoy día no siempre es fácil entender en qué se diferencia el arte-vídeo del documental o de la cinematografía de cortometrajes de autor. En los trabajos de Stefanos Tsivopoulos podemos disfrutar de imágenes cinematográficas intensas que se unen con materiales visuales de documentales. Al espectador le obliga a hacer la elección, o penetrar con la mente abierta en la investigación conceptual “medios de comunicación-realidad promedio” o sencillamente disfrutar de una maravillosa historia filmada de forma excelente.

Fuente: Spanish

Compruebe también

ballet

Don Quijote, el hidalgo de lanza en ristre y puntas de ballet

La Compañía Nacional de Danza monta su primer ballet clásico completo en más de dos …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *